Fondos colectivos: incentivando la cultura del ahorro

Si deseas comprar un auto nuevo, pero 'no estás apto' para acceder a un crédito vehicular, entonces los fondos colectivos pueden ser tu opción.

Hermanos contratando un crédito vehicular en la modalidad de fondos colectivos

La mejora económica en la que estamos sumergidos ha traído sus frutos. Uno de ellos es que la venta de autos nuevos ha crecido, en comparación con años anteriores. Aunque todavía muchos peruanos no pueden realizar el sueño del auto propio.

El motivo es que todavía muchas personas no cuentan con un trabajo formal. Solo 3 de cada 10 peruanos están dentro del sistema laboral formal. Este factor se ha vuelto una valla difícil de sobrepasar para aquellos que no tienen una boleta a fin de mes.

El crédito vehicular es una forma de adquirir un auto nuevo, pero no es la única. Si no lograste juntar para la primera cuota o no cumples a cabalidad los requisitos del banco, entonces los fondos colectivos son una opción interesante.

Seguro te preguntas ¿qué son los fondos colectivos? Pues, bien, éstos comprenden un sistema de ahorro programado para adquirir bienes de gran valor. Por ejemplo, el auto que siempre soñaste. Hay que tener en cuenta que al entrar a este sistema de adquisición de bienes la paciencia debe ser tu mejor virtud.

El funcionamiento de los fondos colectivos es similar al de las famosas 'juntas'. La empresa que administra este 'pozo' y que es regulada por la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) forma grupos de más o menos 180 personas.

Como dijimos anteriormente, la paciencia debe ser tu virtud más resaltante. Y es que entre tantas personas, existen dos modalidades para que adquieras tu auto:

  • El Sorteo: una vez formado el grupo, cada mes se convocará a una reunión para realizar un sorteo entre los integrantes del grupo, para ver quién obtiene el certificado de compra del auto. Esto se realiza bajo la atenta mirada de un notario.
  • El remate: si no tuviste suerte en el sorteo, puedes tentar con el remate. Es otra modalidad de los fondos colectivos, en donde los socios presentan propuestas (adelanto de cuotas) en sobres cerrados, la mejor propuesta gana el certificado de compra del auto.

La ventaja que te ofrece el sistema de fondos colectivos es que es una opción más accesible a todo el público, sus cuotas son más bajas (no cobran intereses) que las de un crédito vehicular y el precio del auto es estable. Es decir, si el valor del auto sube, las empresas administradoras de fondos colectivos lo mantienen sin variación.

¿Qué necesitamos para entrar a un fondo colectivo? Los requisitos para acceder a uno de estos sistemas de ahorro son muy sencillos:

  • Presentar tu DNI o Carnet de Extranjería
  • Presentar recibo de luz y agua
  • Sustentar tus ingresos a través de Boleta de Pago, RUC o Recibo por Honorarios.

Además deberás pagar una cuota única de inscripción. Cabe resaltar que este sistema de ahorro se financia con las cuotas mensuales que abona cada miembro. El valor de este abono se obtiene al dividir el precio del auto a adquirir con el número de meses a pagar.

El sistema de fondos colectivos es otra vía para cumplir el sueño del auto propio.