BMW i3: marca alemana ya produce su primer vehículo eléctrico

A su gama de vehículos híbridos, BMW quiere incluir sus primeros eléctricos. El BMW i8 es todavía un prototipo, pero el i3 es ya una realidad. 

bmw-i3

Como buenos alemanes, BMW pretende estar siempre a la vanguardia. Para ello suele ofrecer productos de alta calidad, vehículos de gama alta con grandes acabados, buenos materiales, excelentes prestaciones y, sobre todo, con la más avanzada tecnología.

En esta carrera por llevar la delantera, BMW había hecho incursiones en el mundo de los híbridos con más de tres modelos. Sin embargo, en el segmento de carros completamente eléctricos todavía estaba empezando.

Fue a mediados de 2011 cuando los alemanes presentaron dos prototipos: el BMW i3 y el BMW i8. El primero era un utilitario ultraligero cuyo hábitat es la ciudad y el segundo un superdeportivo de gama muy alta.

Y mientras el BMW i8 sigue siendo un prototipo, el BMW i3 ya se encuentra en su fase de producción en serie, como así informó la marca. Con este anuncio, la empresa automotriz da el paso definitivo para entrar en este rubro. Y por la puerta grande, o eso creen ellos, pues presumen de que el BMW i3 haya desatado “una auténtica revolución en la tecnología de fabricación”.

Pero, ¿cómo es el BMW i3? Su aspecto externo es muy innovador y futurista, asemejándose en parte a los autos japoneses aunque manteniendo esa robustez y esas líneas inconfundibles de BMW. Es un carro diseñado expresamente para la ciudad, de ahí su tamaño y sus escasos 1,195 kg de peso. Se consigue gracias a la arquitectura LifeDrive que consiste en dividir la carrocería en dos módulos de materiales livianos para compensar el sobrepeso de las baterías.

Tampoco debemos imaginarnos un carro lento si hablamos de BMW. De hecho, este i3 contará con un motor eléctrico de 170 caballos y con un torque de 250 Nm. Acelera de cero a cien kilómetros por hora en 7,2 segundos. En cuanto a la autonomía, una de las grandes preocupaciones y limitaciones para que se desarrolle plenamente esta tecnología, está en torno a los 130 y 160 kilómetros.