KIA Soluto y KIA Rio: Mismo segmento, diferentes propósitos

Ante la insistente pregunta sobre qué diferencia al nuevo Soluto de su hermano el KIA Rio, analizamos ambas propuestas y concluimos en qué se basa el enfrentamiento

kia-soluto-kia-rio-diferencias

Más en TODOAutos.pe: Especial por Halloween: 5 autos protagonistas en cintas de terror

Hace pocas semanas, KIA Perú develó el Soluto 2019, su nuevo sedán de acceso a la gama que trajo consigo varias sorpresas, aciertos, aunque también dudas: cuál es su objetivo y qué lo diferencia del ya posicionado Rio.

A lo que vinimos

Diseño.

Para los que han logrado toparse con un Soluto y un Rio juntos, nos darán la razón al decir que la diferencia no es abismal. La similitud entre ambos sedanes es muy cercana, salvo por algunos detalles de la planta baja que logran obtener un contraste entre ambas partes.

Sin embargo, es en la parte posterior donde sí es posible hablar de una diferencia. Los faros posteriores del Rio presentan una estética más alargada, comparados con los del Soluto que resultan algo convencionales. A nuestro juicio, la zona posterior del Rio resulta más atractiva que la de su familiar.

Las dimensiones también marcan una desigualdad, colocando al Soluto por debajo del Rio al ser 8.5 centímetros menos largo, 2.5 cm. menos ancho pero 1 cm. más alto que su hermano mayor.

Motorización.

Tanto el Soluto como el Rio caminan gracias a un motor 1.4 L. que eroga 94 y 98 HP, respectivamente; es decir, 4 caballos a favor del Rio. El torque oscila entre 132 y 133 Nm. para ambos modelos.

En cuanto a la transmisión, el Soluto solo está disponible con una caja manual de 5 velocidades; mientras que el Rio, además de agregar una marcha extra, sí ofrece transmisión automática, además de la manual.

Detalles externos y equipamiento.

Observando algunos detalles, ambos comparten faros halógenos y neblineros (este último disponible solo en las versiones full). Sin embargo, mientras que el Rio trae aros de fierro o aleación de 15’’, el Soluto ofrece aros de 14’’.

En cuanto a equipamiento, para este comparativo nos fijamos en las versiones de entrada de ambos modelos ¿Qué ofrece cada uno?

El Rio viene con una pantalla de 9’’ con Sistema Kinect de entretenimiento, MP3, multimedia y radio; Bluetooth, 4 parlantes, controles de audio en el volante, cierre centralizado de puertas y alzavidrios eléctricos delanteros como elementos principales.

Por su lado, el Soluto equipa alzavidrios eléctricos delanteros y posteriores, cierre centralizado de puertas, controles de audio en el volante, 4 parlantes, pantalla de 3,8’’ con radio y Bluetooth, y compatibilidad con Android Auto y Apple CarPlay.
Es decir, prácticamente el mismo equipamiento, salvo por la pantallamás grande a colores, un elementos que también podemos en las siguintes versiones del Soluto.

Seguridad, la respuesta clave

Es en este escenario donde la duda llega a terminar. Por un lado tenemos a un Soluto más equipado en seguridad (ciertamente no tan completo como quisiéramos. Hace falta el ESP), mientras que por el otro -el Rio-, nos topamos con una vista obligatoria hacia las versiones más equipadas.

Ambas unidades incluyen 1 airbag para la versión de entrada; sin embargo, el Soluto suma frenos ABS y EBD, sistemas de los que el Rio prescinde en dicha variante. Por lo demás, comparten carrocería de deformación programada, barra de acero en las puertas laterales, anclaje ISOFIX, entre otros.

El doble airbag frontal, en el caso del Soluto, solo está disponible en la versión top (LX Plus). En el Rio lo encontramos a partir de la segunda versión (LX Full), así como un total de 6 bolsas de aire únicamente para la variante LX Sport.

¿Se puede hablar de un ‘ganador’?

Claramente, la estrategia de la marca es lograr una mayor participación en el segmento sedán, y puede que el Soluto se convierta en un buen acierto para ello. No por nada tenemos frente a nosotros una propuesta de equipamiento ‘aceptable’ a un valor de US$ 12,490 que incluso puede ser menor si lo llevamos con financiamiento.

Hablar expresamente de ‘ganadores’, no es posible. Se trata del mismo fabricante compitiendo con dos productos que, si bien a simple vista pueden ser casi iguales, cumplen un enfoque completamente diferente.

El Soluto es originario de China aunque, ni lo supiésemos, no se notaría la diferencia. De hecho, es el primer auto de la marca fabricado en dicho país bajo un enfoque ‘low cost’; es decir, se trata de un modelo accesible para aquellos que buscan economizar en cuanto a la compra de su primer auto. Probablemente también ligado al servicio de taxi.

El Rio, por su lado, proveniente de Corea, es un sedán más exigente y sofisticado, no solo a nivel estético, sino en cuanto a equipamiento y tecnología. Igualmente es de uso urbano, ya no tan enfocado al servicio de transporte.

La diferencia de precios entre las versiones de entrada es de US$ 1,400, aproximadamente. Sin embargo, la versión más equipada del Soluto puede costar US$ 13,790; es decir, hasta US$ 200 dólares menos que la variante básica del Rio. Ojo con ello.

Si lo que quieres es sacar tus propias conclusiones, te dejamos el vídeo que elaboramos sobre su lanzamiento en el país.

 

Si quieres recibir nuestro boletín semanal, puedes suscribirte de forma gratuita haciendo clic aquí. Asimismo, no te olvides de seguirnos por Facebook y de suscribirte a nuestro canal oficial de Youtube