Piques ilegales: continúa el peligro en las pistas de Ate y La Molina

Si bien estas carreras están prohibidas, aún las realizan en forma clandestina, lo que demuestra que las autoridades tienen mucho por hacer.

Piques ilegales

No, esto no tiene nada que ver con los piques legales que organiza, por ejemplo, Cadepor. Esto, más bien, es el lado oscuro, el lado negativo. Según un informe televisivo de Frecuencia Latina, continúa el peligro en las pistas con los piques ilegales que realizan varios corredores en los distritos de Ate y La Molina, en zonas como la del Estadio Monumental, la Av. Separadora Industrial o la misma Carretera Central.

Decenas de personas se juntan periódicamente, casi siempre los jueves, para competir en duelos a lo largo de las pistas, incluso cierran las vías o detienen por un momento el tránsito para llevar a cabo lo que para ellos es su fiesta. Además, se organizan o se enteran de estos piques a través de esta página de Facebook, o son reunidos por un personaje conocido como Nitro, tal como se dio a conocer en un informe de ATV+.

Si bien estas carreras están prohibidas, aún las realizan en forma clandestina, lo que demuestra que las autoridades tienen mucho por hacer, aunque reconocen que vienen trabajando en ello. “Hemos instalado rompemuelles cerca del estadio Monumental. Eso evita que los autos agarren velocidad. También hemos colocado otros en la avenida Separadora Industrial”, indicó Ronald Medina, sub gerente de Tránsito de la Municipalidad de Ate.

Sin embargo, el funcionario señaló que los operativos de prevención y fiscalización no se realizan de forma seguida y constante, a pesar que en estas carreras también se bebe licor en los grifos de la zona, es decir, en plena vía pública. “No se pueden hacer de forma constante, porque no tenemos apoyo policial. Sin policías no se puede intervenir ni realizar operativos de alcoholemia”, manifestó Medina.

El gerente seguridad ciudadana de la Municipalidad de La Molina, Manuel Canales, aseguró que tienen el mismo problema. “Necesitamos agentes policiales con equipos de alcoholemia para que estas personas sean detenidas. (..) A veces es muy complicado tener a los policías para estos operativos”, dijo y agregó que la falta de fiscalización de Ate, que permite que los grifos vendan alcohol hasta altas horas de la madrugada, dificulta el trabajo.

Como sea, los piques ilegales aún existen y, por lo tanto, el peligro es patente.

Fuente: elcomercio.pe, Frecuencia Latina, ATV+ / Foto: Captura Youtube