Ford y los autos para personas con problemas visuales

Ford y la Universidad de Cambridge trabajan en vehículos para personas con problemas de visión asociados al envejecimiento.

ford-vision

Ford ha colaborado con la Universidad de Cambridge de Gran Bretaña para alcanzar una mejor comprensión de los problemas de visión asociados al envejecimiento, con el objetivo de diseñar vehículos que beneficie a sus usuarios.

Según los datos de la OMS, Organización mundial de la Salud, 285 millones de personas en todo el mundo padecen algún tipo de limitación visual, de los que el 65% son mayores de 50 años.

Esta cifra aumentará conforme envejezca la población mundial. Con la edad, la habilidad para poder captar pequeños detalles se deteriora, igual que la capacidad para poder ver en la oscuridad.

Esto implica que a muchos conductores les puede costar ver la consola de mandos mientras conducen a menos que usen gafas bifocales. Otras afecciones como el glaucoma, las cataratas y la degeneración macular senil (AMD), son más habituales entre personas mayores de 50 años.

Por eso, Ford se ha unido con un equipo de expertos del centro de Diseño de Ingeniería de la Universidad de Cambridge. El resultado es un Simulador de Discapacidad Visual que permita a diseñadores e ingenieros comprender mejor los efectos de una amplia variedad de afecciones visuales, lo que llevaría a Ford a utilizar este software para estudiar y optimizar el diseño de sus pantallas de instrumentos.

Así, es posible que éstas puedan ser leídas de manera segura y comportable por los conductores. Ford es una empresa comprometida con el diseño inclusivo y la mejora de la salud y el bienestar de sus usuarios.

Desde 1994, los ingenieros de la compañía usan un “Traje de tercera edad” para ayudarles a comprender mejor las dificultades a las que se enfrentan las personas mayores al volante.